Ajenjo

Ajenjo


Artemisia absinthium L.


Taxonomía:

Familia: Asteraceae/Compositae

Género: Artemisia

Especie: absinthium L.

Sinonimias:

No encontrado.


Nombres populares:

Té ruso, ajenjo, artemisia amarga, hierba santa, ajenjo mayor, alorma, encencio, absintio, ajea, aluino, absinto (portugués), altamisa (Rep. Dominicana), incienso (Cuba) assenzio (Italia), absinth (inglés).

Planta medicinal Ajenjo


Descripción botánica:

El Ajenjo es una hierba perenne de 1 m de alto, cubierta con finos pelitos plateados. Tallo erecto y ramificado. Las hojas, pinnadas, alternas, 5-7 cm de largo, divididas en segmentos triangulares, cada una en subdivisiones angostas, lobuladas. Flores 4-6 mm de diámetro, en cabezuelas hemisféricas profusas, distribuidas a lo largo del tallo, amarillentas, pequeñas, en panículas terminales. Florece entre verano y otoño. Fruto en aquenio unilocular monospermo, liso y muy pequeño.


Hábitat y distribución:

El Ajenjo es una planta nativa del viejo mundo, es ampliamente cultivada en ambos hemisferios hasta una altura de 4000 m. Requiere de clima templado.


Bioagricultura:

El Ajenjo se propaga por semillas o esqueje. Las semillas se siembra en arena fina, germina en 15 días, en filas de 25x25 cm y riego diario; trasplantar a filas de 70x40 cm. Para propagar por esqueje se busca plantas vigorosas, hacer cortes de 15 cm de largo con 5 yemas, enterrar la mitad en filas de 3-4 cm, regar diariamente, trasplantar al enraizar. La recolección se hace en plana floración, el primer año al inicio del follaje; los años siguientes dos cortes por año. La vida media de una plantación es de 6-8 años.
Usos medicinales:

Hojas: se usa para tratar afecciones nerviosas y hepáticas, flujo vaginal, trastornos menstruales, afecciones gastrointestinales (cólico, diarrea, disentería, gases, gastritis, indigestión y parásitos); estimula la secreción gástrica y biliar. Para desinfectar heridas y granos, tratar inflamaciones, tumores, artritis reumática o gotosa y aliviar torceduras.

Otros usos populares:

Antiguamente el Ajenjo era utilizado como insecticida doméstico contra la polilla de ropa. Se emplea en la elaboración de desodorantes de ambiente, cosméticos y perfumes.


Composición química:

Hojas: el aceite esencial (1-2%) contiene felandreno, a-pineno, tuyona (3-12%), tuyol y derivados (alcohol, isovalerato, palmitato), bisaboleno, camfeno, cadineno, felandreno, nerol y azúlenos, absintina, isoabsintina-dimetil-etilazuleno; etil dihidro dimetilazuleno. etil-dihidro - dimetilazuleno, D-glucopiranósido, O-rutósido; además contiene taninos, resinas, almidón, malatos, nitrato de potasio y otras sales.

Flores: absintina, isoabsintina, dimetil-etilazuleno; etil-dihidro-dimetilazuleno. etil-dihidro-dimetilazuleno, D-glucopiranósido, O-rutósido.

Raíz: sesartemina, episesartemina A, diasesartemin. Semillas: en base seca contiene proteína (25,8%), grasa (33,4%) y ceniza (6,6%).


Farmacobotánica y Farmacognosia:

El Ajenjo es una planta oficial en países europeos y asiáticos. La materia médica son las hojas secas.

El aceite esencial del Ajenjo es antibiótico, antihelmíntico, carminativo y emenagogo.

Artemisina es el principio activo vermífugo que parece estar actuando en las membranas que recubren al parásito.

La santonina derivada del ácido hexahidronaftalénico, actúa produciendo parálisis en la capa muscular de la membrana del parásito.

Azuleno posee acción antialérgica y antiinflamatoria, posiblemente por un efecto estabilizador de la membrana del mastocito de forma directa o indirecta.

La tuyona ejerce una acción emenagoga (reguladora de la menstruación);

Las sales potásicas producen un efecto diurético suave.

El ácido benzoico y el ácido cafeico presentan acción antiséptica.

El aceite esencial del Ajenjo tiene una densidad de 0,9346, valor de ácido 2,47, valor de saponificación 146,64.

Los principios amargos son aperitivos y coleréticos.

La tuyona posee actividad psicotomimética, por reacción en los sitios receptores del tetrahidrocanabinol lo que explicaría los efectos producidos por su consumo.

Infusión: preparar con 5g de hojas y sumidades floridas por litro de agua hirviendo.


Farmacología experimental:

Pre-clínica:

Estudios antimicrobianos demuestran que la tintura de hojas de Artemisia absinthium L. es inactiva contra C. albicans, E. coli, P. aeruginosa, S. aureus, S. typhi y S. Boydi.

Los extractos acuoso y etanólico tienen actividad esquizonticida contra P. berghei en ratón.

Ruiz Saldaña M. (Trujillo-1993), en un estudio realizó la extracción del aceite esencial de hojas frescas de A. absinthium L. y demostró «in vitro», en 130 especímenes adultos de Ascaris lumbricoides, que el aceite esencial posee actividad antihelmíntica directamente relacionada con la concentración.

Algunos estudios efectuados in vitro con extractos totales han demostrado actividad estimulante de la secreción de interferón, aunque dichas pruebas se encuentran en etapa preliminar.

Estudios farmacocinéticos realizados en ratas han demostrado que artemisina administrada por vía oral es rápidamente absorbida y alcanza un pico máximo sanguíneo alrededor de los 60 minutos con una vida media de 4 horas. La distribución de la droga es algo difusa, siendo eliminada en un 80% de la dosis oral en las primeras 24 horas.


Contraindicaciones y precauciones:

El ajenjo puede causar convulsiones en humanos.

Está contraindicado el consumo del Ajenjo durante el embarazo y lactancia; la esencia de ajenjo resulta ser oxitócica y la tuyona pasa a leche materna.

La F.D.A., ha clasificado al ajenjo como una droga insegura, las infusiones ocasionan daño hepático.


Indicaciones terapéuticas:

Infusión: de hojas y sumidades floridas secas, se utiliza como digestiva, estimulante, tónica y febrífuga, tomar una tasa antes de cada comida o después de cada comida. Como regulador menstrual se aconseja tomar dos veces al día en la segunda parte del ciclo.


Toxicología:

La D.L.50 en ratas por vía oral es de 500 mg/kg.

La FDA clasifica al aceite como veneno narcótico activo, con toxicidad aguda y crónica; la intoxicación o absintismo presenta convulsiones, insomnio, náuseas, temblor, vértigo, demencia y muerte.

En pruebas de toxicidad se pudo observar que la administración de 400-800mg de artemisina por kilogramo de peso en perros produce anormalidades en el sistema nervioso central, en el funcionamiento hepático, observadas luego de 48 horas.

El extracto acuoso de las partes aéreas ha resultado abortivo in vivo en ratas a partir de 200mg/kg.

Author: admin

Share This Post On

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar